Preguntas frecuentes

Selecciona las categorías siguientes para encontrar las respuestas que buscas.

No. El papel higiénico húmedo Scottex® está hecho con fibras 100% naturales, no contiene plástico y es biodegradable. 

Por supuesto. El papel higiénico húmedo Scottex® es biodegradable y puede desecharse en el inodoro, al igual que el papel higiénico tradicional.

El papel higiénico húmedo Scottex® cumple las normas internacionales INDA/EDANA para preservar el buen funcionamiento de los sistemas de alcantarillado. Mediante rigurosas pruebas científicas, hemos comprobado que el producto fluye con seguridad por el sistema de alcantarillado sin provocar obstrucciones.

No todas las toallitas son desechables en el inodoro y es importante revisar siempre el envase de los productos para saber cuál es la mejor manera de desechar el producto. Si una toallita incluye la etiqueta «No tirar al inodoro», es importante desecharla en la papelera, ya que de lo contrario puede provocar obstrucciones en el alcantarillado.

La mayoría de las toallitas no desechables en el inodoro, como las toallitas para bebés, las toallitas cosméticas y las toallitas de limpieza del hogar, contienen plástico para darles resistencia y que no se rompan con el uso. No deben tirarse nunca al inodoro, ya que pueden contribuir a la obstrucción del alcantarillado y deben desecharse directamente en la basura. Todas las toallitas no desechables deben llevar la etiqueta «No tirar al inodoro» en sus envases.

En cambio, el papel higiénico húmedo Scottex® está fabricado con fibras 100% naturales, no contiene plástico y puede desecharse de forma segura en el inodoro.

Sí, los envases de papel higiénico húmedo Scottex® pueden reciclarse. Esto nos permite reciclar cada año toneladas de plástico que, de otro modo, irían a parar a los vertederos. 

UCTAD (Uncreped through air drying) es un método de producción utilizado por Scottex®, por el cual las fibras son secadas con aire caliente. Este método hace que el papel sea particularmente grueso y absorbente, para ser tu aliado en el día a día. 

Nuestros pañuelos de papel no son aptos para su eliminación en el inodoro, por lo que le recomendamos que los tire a la papelera después de utilizarlos. 

Los pañuelos Scottex® están fabricados con fibras de celulosa biodegradables. Se añaden otros ingredientes a las fibras de celulosa para que el papel sea más resistente y se descomponga menos rápidamente que el papel higiénico. Le recomendamos que deseche los pañuelos Scottex® en la papelera y no en el inodoro. 

Los pañuelos Scottex® están fabricados con celulosa de maderas seleccionadas. Entre ellas se encuentran principalmente las coníferas, el arce y el eucalipto, que contienen valiosas fibras de madera que contribuyen a dar a los pañuelos algunas de sus características clave, como la suavidad, la capacidad de absorción y la resistencia.  

La materia prima para la producción de nuestros pañuelos es la celulosa virgen, que llega a la planta de producción ya procesada y empaquetada en balas. En la planta de producción, las balas de celulosa se despulpan y se diluyen en agua en máquinas especiales similares a enormes mezcladoras donde se forma la mezcla. A continuación, se procede a su transformación y dilución hasta obtener una pulpa con una composición de 97% de agua y 3% de fibra. La mayor parte del agua utilizada en el proceso de producción se reutiliza dentro del proceso, mientras que el porcentaje de agua que no puede reutilizarse se trata antes de su vertido para eliminar cualquier impureza. Unos controles minuciosos garantizan que el agua vertida por la planta cumpla las normas de calidad exigidas por la ley y los permisos. La pasta llega a la máquina de papel, que consta de varias secciones en las que se forma la hoja, luego se deshidrata por presión mecánica, se seca térmica y finalmente se enrolla en grandes bobinas. A continuación, estos rollos se laminan en 2 o más hojas y se cortan en tamaños adecuados para la siguiente fase de envasado. En el departamento de embalaje, los rollos de papel se procesan en máquinas que doblan y cortan los pañuelos y los introducen en los paquetes finales. Durante todas las etapas de procesamiento se realizan estrictos controles de calidad para garantizar la calidad constante y la trazabilidad de todos los materiales. 

¿No puede encontrar lo que busca?

Haga clic en el enlace de abajo para escribirnos.

Contáctenos